Visita nuestra red de blogs educativos
Se ha producido un error en este gadget.

viernes, 13 de junio de 2008

NI EN TU BLOG NI EN EL MÍO

Tras un tiempo blogueando sin parar llega un momento en el que uno dice: ¿a dónde voy? ¿qué estoy haciendo? ¿quiero seguir así?Las pasiones se tornan obligaciones y esclavitudes y de pronto uno dice que quiere hacer otra cosa. Y la hace. O si no se angustia y se deprime en su celda, entrerrejas. Y la blogosfera se hace inmensa e inabarcable.

Se puede optar por cerrar la puerta de los comentarios. ¡Qué simpático eres!

Se puede optar por tomarse una vacaciones. Me voy hasta ....

Se puede generar opinión desde la propia trinchera. No es necesario acudir a los blogs amigos día a día. "Me paso a saludarte".

Se puede pasar de quienes nos quieren decir lo que se puede y no se puede hacer con los blogs. Claro ellos ya saben lo que está bien y lo que está mal. La antigua moral que se disfraza de moderna. Puede uno entrar en la blogosfera con la idea de que encontrará cosas nuevas y acaba encontrando los mismos corporativismos de siempre. Grupos cerrados que no aceptan la más mínima discrepancia y que van dividiendo a los blogueros con los que se encuentran en los que están conmigo y los que están contra mí. No entienden de la vida nueva.


Se puede uno poner tapones y guiarse por su olfato de buen sabueso. ¡Pero hay que tener olfato!

Se puede ... ¡Todo se puede! Hasta la publicidad, se puede. Con perdón. Que estamos en el siglo 21.

No hay comentarios:

Archivo del blog

Otros blogs de nuestra red

Canal educativo