Visita nuestra red de blogs educativos
Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 1 de junio de 2009

El iPhone y su GPS controla la asistencia de los alumnos

Las actuales PDA con las que en algunos sitios controlan la asistencia a clase se van a quedar obsoletas muy pronto ante esta nueva herramienta tan completa que no solo te va a encotrar allá donde uno se esconda sino que además servirá como transmisora de clases perdidas por ejemplo. Lo que adelanta la ciencia. Una barbaridad.

Fuente: HispaMp3.

Una universidad japonesa está regalando el popular iPhone de Apple a los estudiantes, pero con una condición: el dispositivo se usará para controlar su asistencia a clase.

El proyecto, que está en fase de prueba antes de su lanzamiento en junio, afectará a 550 estudiantes del primer y segundo año y también a algunos empleados de un departamento de la Universidad Aoyama Gakuin, situada a las afueras de Tokio en la ciudad de Sagamihara.

Los iPhones escolares están pensados para crear una red de información móvil entre los estudiantes y profesores, pero también son un forma apropiada para que los profesores puedan controlar la asistencia a clase. Cuando los estudiantes entren en el aula, en lugar de escribir su nombre en una hoja de papel, solo teclearán su número ID y un número de clase específico en una aplicación del iPhone.

Para impedir que los estudiantes lo hagan desde sus casas o desde fuera del aula, la aplicación utilizará datos de localización GPS y controlará el router con el que se conectan. “No queremos utilizar esto simplemente para la asistencia a clase. Nuestra esperanza es utilizarlo para desarrollar una clase donde los estudiantes y profesores puedan discutir sobre varias cuestiones”, dijo el profesor Yasuhiro Iijima a Reuters durante una demostración de la aplicación.

Los gerentes de la universidad insisten en que el proyecto no intenta infringir el derecho a la privacidad de los estudiantes o seguirles el rastro. “Con los móviles japoneses es posible que los datos de localización se envíen automáticamente. Sin embargo, con el iPhone, uno debe confirmar siempre el envío de los datos de GPS”, dijo Iijima.

Muchos de los estudiantes que están probando el sistema dijeron que estaban contentos con él.
“Hasta ahora, hemos tenido que usar pequeñas hojas de papel para firmar la asistencia a clase. Pero con el móvil, no tienes que perder tiempo con todo eso y creo que está muy bien”, dijo la estudiante de 20 años Yuki Maruya.

Cuando el sistema esté completamente operativo el próximo mes, la universidad también espera ofrecer podcasts -archivos de sonido y vídeo - de clases para ayudar a los estudiantes que han perdido alguna, o que sencillamente no recuerdan las lecciones.

No hay comentarios:

Archivo del blog

Otros blogs de nuestra red

Canal educativo